martes, noviembre 15, 2011

El Steampunk no es una subcultura - aún



No hace mucho tiempo, Nick Ottens escribió en el blog de The Gatehouse que el Steampunk significa diferentes cosas en diferentes lugares. Él decía que en Europa es un tipo de estética mientras que en otros lugares, incluyendo los Estados Unidos, luce más como un movimiento cultural.


Y es porque hay muchas diferencias entre la gente que disfruta de la estética steampunk que Nick sugirió que es difícil decir que el Steampunk  puede ser llamado subcultura. Más bien debería ser entendido como una estética que se aplica en diferentes formas. 


Pero no es solo cuestión de preferencia. Cuando muchas personas alrededor del mundo se dan cuenta de que comparten apreciación de un estilo de arte, un género o el interés en revisar las posibles implicaciones políticas del ethos steampunk, estamos hablando sobre una comunidad que se organiza alrededor de un tema en particular. Mientras algunos se maravillan con la estética, otros son atraídos hacia el Steampunk por otras razones.


Entonces de lo que se habla es de un movimiento.


La gente alrededor del mundo ha empezado a preguntarse qué más hay en el Steampunk y están trabajando en darle forma y diseñarlo con un sentido de pertenencia a alguo más que una estética. Los artistas participan, las reuniones locales y los eventos permiten a los aficionados aprender sobre el steampunk o regocijarse en su apreciación compartida. Existen foros virtuales para encontrarse y agruparse, así como también existen revistas, juegos y activistas políticos.
En este sentido, el Steampunk es comparable a movimientos previos como el Punk y el Goth. De hecho, miembros de ambas subculturas han llenado las filas de la comunidad Steampunk durante los últimos seis años aproximadamente. Han contribuido a la falta de unidad en algunos puntos de vista mientras que lo han fortalecido en muchos otros.


Como Ian Brackley obvservó en respuesta al post de Nick, el steampunk carece, en comparación con otras subculturas, de un sonido que pueda identificar a los steampunks.
Sin algo tan universal como la música steampunk, se puede argumentar que el steampunk no es una subcultura. Si llegamos a un acuerdo en cuanto a cómo debe sonar el steampunk, nos acercaríamos a convertirnos en una comunidad subcultural. Aún sin un sonido definitivo, sí tenemos algunos parámetros que nos permiten identificar la música Steampunk.




No todo aquel atraído por la estética steampunk es Steampunk, y no todo steampunk está obligado a crear algo para ser uno. Algunas veces simplemente quieres soñar con explorar miles de mundos que nunca han existido. Pero estas diferencias significan que la comunidad no es una subcultura – no aún.


Este artículo apareció en inglés en  el blog The Gatehouse el 5 de Noviembre
y fue escrito por los Mercenarios de DIOS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada